FICHA DEL DOCUMENTO

Titulo:

Casa de la Panadería

Fecha:

1590

Descripción:

Plaza Mayor, 27.
Construida en 1590 por Diego Sillero; Reconstrucción y reforma por Tomás Román.

Comentario:

Después del incendio acaecido el 20 de agosto de 1672, de la primitiva Casa de la Panadería sólo quedó el sótano y la planta baja. Tras el reconocimiento llevado a cabo por los arquitectos Tomás Román, Juan León, Manuel del Olmo, fray Lorenzo de San Nicolás y el Hermano Francisco Bautista, se aconsejó mantener la parte no destruida, según consta en el Libro de Obras de la Casa de la Panadería. Este hecho condicionó la distribución del nuevo edificio. Se conservaron el sótano, formado por un trama de 56 pilastras de granito cubiertas con bóvedas de aristas en ladrillo, y la planta baja con los soportales. Se sabe que hubo un concurso para la reconstrucción y que se planteó ampliar el edificio hasta la calle Mayor, pero no se conoce el autor del proyecto.

Las obras fueron llevadas a cabo por Tomás Román. Francisco Iñiguez menciona la primera restauración hecha por José Mª Vega en 1880. En ese momento se instaló el Archivo de la Villa y se acentuó el balcón real con el escudo esculpido por el italiano Barbieri. Se conservan los primeros planos de la Casa realizados por Cipriano Gómez en 1888, en donde muestra la distribución de las distintas plantas con forma cuadrangular, un gran patio rectangular al fondo, la escalera real y dos secundarias. El deterioro del edificio por el paso de los años y la construcción del aparcamiento bajo la Plaza ocasionaron bastantes problemas en la estructura y elementos esenciales, por lo que se emprendió la consolidación de la cimentación, con proyecto y dirección de Salvador Pérez Arroyo.

La Casa de la Panadería destaca en la regularidad de la plaza por el tratamiento diferenciado de su fachada. La planta baja está resuelta con once soportales con arcos de medio punto enmarcados con columnas adosadas. En la fachada hay una acentuación del eje central con el balcón real y el escudo y la terminación con torres cuadradas con chapiteles en los extremos. Otro elemento que la singulariza es la decoración pictórica de la fachada, realizada en 1992 por Carlos Franco. En su interior destacan las estancias que conformaron históricamente el Salón Real, en la planta primera o noble, que originalmente estuvo destinada a Cuarto Real, para uso exclusivo de la corona. Dicho Salón Real estaba formado por la Cámara Real (con balcones a la Plaza Mayor) y Antecámara Real (interior), espacios idénticos en sus dimensiones y estructura arquitectónica, con los techos decorados, con pinturas al temple de Claudio Coello y José Ximénez Donoso (1672-1674). Ambos salones estaban unidos por tres grandes vanos rematados en arcos de medio punto. Antes de 1948 fueron tabicados estos arcos, formando dos estancias independientes destinadas a biblioteca y sala de investigadores del Archivo de la Villa. La propuesta de Joaquín Roldán estuvo perfectamente dirigida a reabrir dichos arcos, restituyendo al doble espacio la configuración arquitectónica unitaria y original.

Tipo de documento:

Edificios

Se encuentra en:

Otros

Signatura:

s/sig

Palabras Clave:

Casa de la panadería, Plaza Mayor, Diego Sillero, Tomás Román


Geoposición:


  Ver ficha completa en monumentamadrid.es


FICHA DEL DOCUMENTO

Titulo:

Casa de la Panadería

Fecha:

1590

Descripción:

Plaza Mayor, 27.
Construida en 1590 por Diego Sillero; Reconstrucción y reforma por Tomás Román.

Comentario:

Después del incendio acaecido el 20 de agosto de 1672, de la primitiva Casa de la Panadería sólo quedó el sótano y la planta baja. Tras el reconocimiento llevado a cabo por los arquitectos Tomás Román, Juan León, Manuel del Olmo, fray Lorenzo de San Nicolás y el Hermano Francisco Bautista, se aconsejó mantener la parte no destruida, según consta en el Libro de Obras de la Casa de la Panadería. Este hecho condicionó la distribución del nuevo edificio. Se conservaron el sótano, formado por un trama de 56 pilastras de granito cubiertas con bóvedas de aristas en ladrillo, y la planta baja con los soportales. Se sabe que hubo un concurso para la reconstrucción y que se planteó ampliar el edificio hasta la calle Mayor, pero no se conoce el autor del proyecto.

Las obras fueron llevadas a cabo por Tomás Román. Francisco Iñiguez menciona la primera restauración hecha por José Mª Vega en 1880. En ese momento se instaló el Archivo de la Villa y se acentuó el balcón real con el escudo esculpido por el italiano Barbieri. Se conservan los primeros planos de la Casa realizados por Cipriano Gómez en 1888, en donde muestra la distribución de las distintas plantas con forma cuadrangular, un gran patio rectangular al fondo, la escalera real y dos secundarias. El deterioro del edificio por el paso de los años y la construcción del aparcamiento bajo la Plaza ocasionaron bastantes problemas en la estructura y elementos esenciales, por lo que se emprendió la consolidación de la cimentación, con proyecto y dirección de Salvador Pérez Arroyo.

La Casa de la Panadería destaca en la regularidad de la plaza por el tratamiento diferenciado de su fachada. La planta baja está resuelta con once soportales con arcos de medio punto enmarcados con columnas adosadas. En la fachada hay una acentuación del eje central con el balcón real y el escudo y la terminación con torres cuadradas con chapiteles en los extremos. Otro elemento que la singulariza es la decoración pictórica de la fachada, realizada en 1992 por Carlos Franco. En su interior destacan las estancias que conformaron históricamente el Salón Real, en la planta primera o noble, que originalmente estuvo destinada a Cuarto Real, para uso exclusivo de la corona. Dicho Salón Real estaba formado por la Cámara Real (con balcones a la Plaza Mayor) y Antecámara Real (interior), espacios idénticos en sus dimensiones y estructura arquitectónica, con los techos decorados, con pinturas al temple de Claudio Coello y José Ximénez Donoso (1672-1674). Ambos salones estaban unidos por tres grandes vanos rematados en arcos de medio punto. Antes de 1948 fueron tabicados estos arcos, formando dos estancias independientes destinadas a biblioteca y sala de investigadores del Archivo de la Villa. La propuesta de Joaquín Roldán estuvo perfectamente dirigida a reabrir dichos arcos, restituyendo al doble espacio la configuración arquitectónica unitaria y original.

Tipo de documento:

Edificios

Se encuentra en:

Otros

Signatura:

s/sig

Palabras Clave:

Casa de la panadería, Plaza Mayor, Diego Sillero, Tomás Román

Geoposición:


  Ver ficha completa en monumentamadrid.es